martes, 18 de agosto de 2015

Leche rizada



No quería dejar pasar el verano sin subir esta receta de leche rizada. Es típica de la Costa Tropical. Yo concretamente tengo el placer de disfrutarla en Salobreña, localidad de la costa granadina en la que veraneo hace muchos años.

Es una bebida parecida a la leche merengada, aunque la diferencia principal está en que la leche rizada no lleva clara de huevo, aunque ambas comparten la leche con aroma a canela y limón.

Por simple comodidad, hiervo la leche con los demás ingredientes en la Thermomix, aunque no es para nada imprescindible hacerlo así. La segunda fase me gusta hacerla en la heladera, aunque si no disponéis de una también la podéis mantecar metiendo en el congelador la mezcla y sacándola cada 30 minutos para removerla bien y romper los cristales que se van formando al al congelar. Repetiremos cada 30 minutos hasta que haya cogido consistencia. También podemos simplemente congelar la mezcla y triturarla bien después con Thermomix u otro robot potente.

Os cuento como la hago yo:

 
Ingredientes:

1 l de leche entera
150 gr de azúcar
50 gramos de azúcar invertido (receta aquí)
Una rama de canela
Un puñado de arroz
La cáscara de ½ limón
Canela molida para decorar



Elaboración:

Tenemos que poner a hervir la leche junto a los azúcares, la canela y la corteza de limón.

En Thermomix lo  hago así:

Poner en el vaso la leche, el azúcar y el azúcar invertido

En el cestillo ponemos la rama de canela, la corteza de limón y el puñado de arroz.
Programamos 15 min, 90º, vel 2 (tapado)

Cuando acabe el tiempo, lo dejamos infusionar hasta que enfríe.

Quitamos el cestillo y colamos la leche infusionada, por si quedara algún resto.

Lo guardamos en un recipiente bien cerrado en la nevera, durante al menos 2 horas.

Para mantecar la leche rizada usamos una heladera. Vertemos la leche infusionada bien fría por el bocal de la heladera en marcha. 
La dejamos dar vueltas hasta que adquiera la textura que buscamos, bien espesita (unos 40 minutos).

La servimos en copas o vasos individuales con un poco de canela molida por encima. 



¡Buen provecho!